Libros no, fútbol SÍ

Uno de los temas de la semana fue el fútbol. En realidad, fue la “(¿)negociación(?)” entre el gobierno y la AFA por el tema del fútbol: qué bueno que el acceso a los contenidos de los medios sean gratuitos. Era hora de democratizar Dr. House. ¿No?

¿Qué dijeron los medios hoy? Veamos:

Horacio Verbitsky dice “Goles son amores“:

La ruptura del contrato que ligaba a los clubes de fútbol de la AFA con el Grupo Clarín tiene consecuencias económicas y políticas cuyo efecto no se agotará en el corto plazo. Esta vez no se trata de un producto de la factoría K, sino de un encadenamiento azaroso de hechos no generados por el gobierno, que sí tuvo oídos receptivos y vio la oportunidad. Por primera vez el gobierno nacional pisa terreno más firme que el conglomerado mediático: el deseo unánime de los clubes por librarse de una situación extorsiva y su agrado por contar con un protector más poderoso, el apetito de las otras cadenas televisivas por participar en un negocio de más de 1100 millones de pesos anuales, la simpatía popular por la posibilidad de recibir en todos los hogares sin costo un espectáculo apasionante que hoy sólo está al alcance de los privilegiados que pueden pagarlo, la viabilidad de la exigencia oficial de que no se trate de un subsidio sino de una inversión lucrativa, conforman un cuadro novedoso.

Otro punto de vista. Jorge Fontevecchia: “Operativo fútbol para todos“:

La relación de Clarín con los gobiernos se puede explicar con la fórmula económica de la ganancia marginal decreciente de cada unidad a más. Al principio, cuando los gobiernos gozan de la aprobación de la mayoría de la población, ser oficialista tiene muy pocos costos para Clarín, porque acompaña el sentimiento de su audiencia. Lo que recibe en pago de los gobiernos, a cambio de su buena predisposición, es casi todo ganancia. A medida que pasan los años y los gobiernos se desgastan perdiendo parte de esa popularidad, el costo de ser oficialista es cada vez mayor y la ganancia es decreciente, por lo que cada vez tiene que subirle al gobierno de turno el precio de su contraprestación. Inevitablemente, cuando la mayoría de la población desaprueba a un gobierno, el precio que Clarín debe cobrar para compensar la pérdida que sufre por navegar en contra del ánimo de su audiencia es tan grande que ningún gobierno, por más sumiso que sea, puede pagarlo. Y allí se llega al punto de ruptura.

Los negocios de Grondona son analizados en Crítica: “Los negocios de Don Julio dentro y fuera de la cancha

La historia de la empresa encargada de los derechos de televisación y del merchandising de la Selección es un caso emblemático.

Sirvén se encarga en La Nación de analizar el tema -y lo coloca en un contexto histórico-: “Los goles a favor y en contra del peronismo“:

Lo que se verifica cuando el PJ es gobierno con respecto al ámbito de las comunicaciones es una llamativa oscilación entre extremos que van desde el más salvaje intervencionismo estatal (Perón, 1946-55) al más desaprensivo ultraprivatismo (Menem, 1989-99). Lo más curioso e insólito es que también se registran versiones más atemperadas, pero igualmente contrastadas, en el seno de una misma corriente interna como es el kirchnerismo (Néstor Kirchner, 2003-07, proprivatista por acción y omisión; y Cristina Kirchner, 2007 a la actualidad, crecientemente intervencionista).

En Miradas al Sur, también hacen lo suyo y mucho más: miren.

Para terminar, el sitio de la AFA con fecha del 13 de agosto dice lo siguiente:

El Gobierno miraba con mucho cuidado y la problemática del fútbol, porque nos parece que es una disciplina importántisima en la vida de los argentinos, y también porque su industria significa una cantidad importante de mano de obra y puestos de trabajo que tenemos la obligación de preservar. Y porque en ese marco debemos encarar la defensa de un voluntariado social -tal vez de los más importantes del país- compuesto por 4.200 clubes y 200 ligas que están en riesgo porque los niveles de ingreso no son justamente los que generan.

¿Y el proyecto de ley de servicios audiovisuales?

FIN

Share

Libros no, fútbol SÍ

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s